Saltar al contenido

LA GULA: el pecado de la voracidad, el ansia y la glotonería

Amada y venerada en Roma, la gula ha pasado a ser en nuestros días uno de los siete pecados capitales más odiados.

¿Qué es GULA en sentido estricto?

En sentido estricto, significa engullir y tragar, alimentos y bebidas, sin necesidad ni mesura.

Como el resto de los pecados capitales, la gula incita a dejarse llevar por los placeres, sin pensar para nada en las consecuencias.

La gula es el deseo de comer y beber sin control alguno, cuando no existe una necesidad de hacerlo. La gula implica comer muchos alimentos y hacerlo de una manera voraz o glotona. Se podría llegar a generar una lista interminable que enumerase los pecados capitales de gula, pero sería tan larga que nadie se ha atrevido a confeccionarla.

GULA

La implicaciones sociales de la GULA

La gula y su manifestación física del sobrepeso, no están igual vistas en todas las culturas.

En algunos países africanos por ejemplo, las jóvenes se ven obligadas a engordar por motivos de tradiciones ancestrales, con la finalidad única de verse más atractivas.

En la antigua Roma, comían hasta hartarse para luego ir a vomitar y seguir comiendo. Es sin duda uno de los ejemplos más conocidos de gula de toda la historia.

En occidente por el contrario, no ocurre lo mismo. Los convencionalismos estéticos imperantes y los motivos de salud, hacen que la gula esté muy mal vista.

Las religiones vienen condenando el pecado capital de la gula desde hace ya unos cuantos siglos. Es interpretada como un deseo egoísta e incluso lujurioso, muy nocivo para la salud y con efectos estéticos contrarios a los patrones actuales.

Para las religiones, el individuo poseído por la gula se convierte en una persona que tan solo busca su satisfacción personal, mediante la ingestión excesiva de comida y bebida.

¿Todo el que come mucho o disfruta comiendo comete GULA?

De ninguna de las maneras.

Los deportistas o personas que realizan un ejercicio físico excesivo, sufren como es obvio un desgaste mucho mayor. Surge una necesidad fisiológica de recuperar las energías perdidas. Estas personas que comen más de lo normal y lo hacen por necesidad, nunca cometen el pecado capital de la gula.

Tampoco es gula disfrutar de la comida. Son los mismos católicos los que, para dar gracias a Dios por los alimentos recibidos, los comen deleitándose y disfrutando mientras lo hacen.

Religión y GULA

La religión católica penaliza la gula en tanto en cuanto, pone en riesgo la vida a corto, medio o largo plazo.

La gula es para la Iglesia algo que interfiere negativamente en el estado físico y en el comportamiento moral de la persona.

Al final la gula termina por alejar a la persona de sus obligaciones con Dios, bien porque se deteriora su cuerpo o bien porque se deteriora su moralidad, o ambas a la vez.

No pensemos que la religión castiga exclusivamente la comida. El exceso de bebidas alcohólicas, sabiendo que puede dañar el hígado de manera grave, también es considerado como gula por parte de la iglesia; al fin y al cabo, pone en riesgo la vida.

Ejemplos de lo que es GULA para las religiones cristianas

  • Comer y beber en exceso de manera genérica es gula.
  • Desarrollar un gusto excesivo por algún tipo de comida, sabiendo que es especialmente dañina, también es considerado como pecado de gula.
  • Comer alimentos caros y lujosos, cuando al hacerlo nos quedemos sin recursos para cubrir otro tipo de necesidades, también es gula.
  • Comer y beber sin prestar atención a lo que ocurre alrededor y olvidarse de las necesidades de los demás, es otro caso de gula.
  • Desperdiciar la comida.

La GULA Significado y Remedios

La implicación y el significado de la gula como pecado capital, es bastante curioso.

¿Qué significa GULA?

La palabra “gula” viene de la palabra latina “gula”. En latín quiere decir “gaznate”, “garganta” y con el paso el tiempo quiso decir “voracidad”.

El origen de la palabra es indoeuropeo, en concreto de una raíz que hacía referencia al término “tragar”. Indagando un poco más, se encuentran términos como “gola”, “golilla” o “gollete” y también verbos como “engullir”.

En latín evoluciona más adelante a términos como “deglutir” o “glotón”.

¿Cuál es la solución para combatir a la GULA?

La virtud capital que vence a la gula es la templanza.

La templanza es una virtud de índole moral. Ejercer la templanza supone moderar desde la fuerza de la razón, la atracción que ejerce el placer.

Desde un punto de vista religioso, la templanza es el dominio y la victoria de la voluntad que pone límites a los deseos. La Templanza tiene como recompensa según la Iglesia, el equilibrio emocional y el recogimiento espiritual.

La energía que se emplea en satisfacer los deseos puede ser destructiva. Gracias a la templanza, seremos capaces de de discernir entre las necesidades reales y las creadas por los deseos del ego.

Summary
🥇 LA GULA | El Pecado de la "Voracidad", el "Ansia" y la "Glotonería"
Article Name
🥇 LA GULA | El Pecado de la "Voracidad", el "Ansia" y la "Glotonería"
Description
✅ La GULA, Roma, la glotonería, los convencionalismos estéticos de occidente... ✅ ¿Sabes cuál es el remedio que acaba con la GULA? ✅ ¡Haz clic y ENTRA YA!
Author
Publisher Name
7PecadosCapitales.TOP